Wednesday, April 25, 2007

EN UNA CASA DE COLÁN

Hoy los diarios hablan de la reunión mantenida entre Alan García y George Bush,por espacio de 30 minutos en la Casa Blanca,para ratificar el Tratado de Libre Comercio(TLC),entre ambos países.Bush,conforme,instó al Congreso a dar el visto bueno y solicitó a los demócratas que lo apoyen.También es noticia el misterio sobre la aparición de los restos del cura guerrillero colombiano Camilo Torres,muerto en 1966,en su primer combate dentro del Ejército de Liberación Nacional(ELN),que estuvieron secretamente guardados más de treinta años en un mausoleo militar en la localidad de Bucaramanga.Tiro el periódico.La temperatura ahora es de 37 grados a la sombra.Estoy en Colán,el principal balneario de Piura.Aquí son comunes las casas de madera elevadas sobre pilotes al borde del mar.Me encuentro sentado en la galería de ingreso a la casa del Eloísa y Bernardo,dos periodistas jóvenes que viven en la villa desde hace 10 años.Estoy feliz mirando el mar azul y a un grupo de surfistas que desafían las olas gigantescas.Los dueños de casa me agasajan.Eloísa preparó una mesa de mariscos y Bernardo un trago.Los dos quieren hablar sobre escritores y libros.Los dos son parte de la organización de los festejos en Cabo Blanco."Hoy en día debemos pensar como héroes para comportarnos como simples seres humanos decentes",recita Eloísa parafraseando a John Le Carré en su novela de espionaje La casa rusa.Lo dice por aquello de los sueños e ilusiones.Me permito recordarle que todos apuntamos a concretar algo parecido a un salto imaginario.Un sueño es una idea al fin,un camino que termina en realidad.Creo que Art Fly decía:"La idea es obtener tantas ideas como se pueda,porque tal vez una de cada mil funcione".Bernardo se mete en la conversación y anuncia:"Un buen ejemplo es Hemingway,la marca registrada.Una empresa creativa basada en el trabajo.Siempre me preocupó entender si Hemingway tenía talento y eso involucionaba una sensibilidad creativa.Creo que al modelar su tarea se enfrentó al desafío del aprendizaje y así obtuvo la confianza para transitar una vida sin límites y creer que todo podía lograrlo.Por eso su agresión y su reto a no ser un ridículo fracasado.Por eso su necesidad de cierta intimidad y soledad con mayor frecuencia que los demás.Por eso la angustia y la determinación del suicidio.Por eso su indisciplina y autosuficiencia,la abundancia desmedida de elogios y el requerimiento de popularidad".El calor no perdona.No estoy acostumbrado a la brisa marina y a la brasa caliente que parece la arena.Siento la temperatura en mi cara.Eloísa no advierte mi malestar. "Hemingway era creativo porque no tenía miedo a expresar pensamientos y sentimientos y, algo básico:era capaz de desmarcarse de la cultura y abandonar los convencionalismos".Bernardo se levanta y vuelve con una botella de agua mineral.Me pregunta si me agrada pescar.Le respondo que no me interesa la aventura.De todos modos me habla de los merlines negros que se pueden capturar en la caleta."Voy como observador",afirmo para no despreciar la segura invitación a una jornada de pesca.Eloísa me invita a descansar:"A esta hora mejor es una pausa",asegura.Ingreso al cuarto principal y una humedad salina me lleva hasta la cama.Son las 14 horas y la siesta parece el mejor regalo de la jornada.

2 comments:

Alberto Lardiés said...

Muy buenas compañero de la blogosfera. Siento no comentarte sobre el asunto que has publicado, pero es que he llegado a esta página por otr motivo. Resulta que soy un periodista que trabaja sobre un artículo de "Hemingway en Madrid". Me gustaría que, si es posible, me facilites información al respecto o me recomiendes los libros pertinentes. UN saludo afectuoso

espero tu respuesta en mi blog o en mi correo electrónico (albertlardies@hotmail.com)

mike said...

Sacrificado lo suyo Gatti!!
Qué lo disfrutes mucho!