Tuesday, March 06, 2007

INVITADO SIN TARJETA
Tessie regresó.Como la fiebre de otoño,la diarrea de verano,la malaria del trópico,la urticaria juvenil. Volvió porque su único objetivo es destruirme,hacerme sentir mal,infartarme, debilitarme, deprimirme.Hace años que trabaja de este modo.Su estrategia es siempre la misma: se interioriza sobre algún aspecto de mi vida-amores, trabajos, publicaciones -; le llena la cabeza de maldades a Victoria,consigue la complicidad de su amante, prepara la artillería pesada, convoca a la guerra y dispara sus misiles. Después se contrae,se vuelve una oruga y su aparato masticador tritura a todos sin piedad. La gravedad de su perversidad no tiene límites. Es una golpeadora psicológica. Me duele aún más, porque detrás de toda su enfermedad arrastra a cualquiera. Esta vez Daniela cayó en su trampa.¡Cuánta razón tiénes Manolo!.Daniela es una pobre idiota.Vamos al grano.Del 21 al 24 de junio de 2007,en el Museo Hemingway.Casa Finca Vigía.San Francisco de Paula.Ciudad de La Habana,Cuba;se llevará a cabo el XI Coloquio Internacional Hemingway.Un congreso de especialistas que reúne a más de 300 invitados.Entre esos participantes estaba yo.Con el tiempo suficiente,las autoridades remitieron las cartas de invitación.A MÍ NUNCA ME LLEGÓ¿Motivo?.Daniela la recibió,le pasó el dato a Tessie,ésta se lo trasladó a Victoria y en reunión consultiva decidieron hacer desaparecer la invitación.¿Objetivo?Desconocido.Lo cierto es que por un camino u otro, el norteamericano se me acerca de la mano de un cubano que compartió con Aurelio García, noches de ron y charla prolongada sobre la revolución.El hombre de la isla le contó que se acordó de su amigo y le está recordando que la casa de Hemingway está lista, a pesar del tirano Bush quién prohibió las partidas presupuestarias para los arreglos de Finca Vigía.Vuelvo a conectarme con la directora del Museo y ¡sorpresa!,la invitación había sido enviada el 6 de octubre de 2006.
Todo de nuevo,pero ahora el que disparó la bomba racimo fuí yo.Tessie niega todo,Victoria me dice que estoy loco,el italiano y el francés no cuentan,Daniela me asegura que no recibió nada.
Yo no voy a quedarme sin las palmeras,sin la terraza de Cojímar,sin el Café Cantante,sin el estadio de béisbol,sin el Museo de los Autos Antiguos,sin el Pilar,sin el Club de Cazadores del Cerro,sin el amanecer en La Habana,sin el Malecón.
Cierro:"A menudo me he preguntado qué debería hacer el resto de mi vida,y ahora ya lo sé:intentaré llegar a Cuba".

1 comment:

mike said...

José, entrá en El Bibliómano (blog) http://www.bibliographos.net y mirá el post del 2 de marzo